Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player





Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player



HISTORIA


   
   


afiche

 

Historia del Festival de Música del Pacífico Petronio Álvarez

 

El Festival Petronio Álvarez se consolidó como la fiesta más grande y representativa del folclor afrocolombiano de la Costa Pacífica. La sensualidad del baile, los cantos ancestrales que se renuevan en fusiones musicales, la tradición viva que hace vibrar a todo un pueblo que se contagia a través del sabor de la marimba, el conuno y el guazá, instrumentos que son interpretados magistralmente y que imprimen el ritmo a golpe de percusión, son solo el preámbulo de los motivos para decidir viajar a Cali a mediados del mes de agosto.

 

Nombre del Festival


El Festival debe su nombre al músico colombiano Patricio Romano Petronio Álvarez Quintero, proveniente de la Isla de Cascajal, cerca de Buenaventura puerto al cual le dedicó su canción más famosa Mi Buenaventura que se convirtió en el himno de Buenaventura.

 

Más que un festival


El Festival Petronio Álvarez es mucho más que un festival. Es una fiesta de melodías, de ritmos, de una enorme alegría y de orgullo por sus raíces y por su cultura. Es un estado de ánimo que contagia a propios y extraños. Es un espectáculo lleno de colores y ritmos auténticos de una raíz cultural que tuvo la oportunidad de representación en este espacio cultural.


Los orígenes de un Festival joven


En 1997 se dio inicio al Festival Petronio Álvarez, en respuesta a la necesidad de crear un espacio de encuentro para compositores, músicos e investigadores de la música nativa del Litoral Pacífico.
La pluralidad étnica y la multiculturalidad de Cali hicieron un rápido eco al evento que creció en participantes, en público y se anidó en el corazón de una región que vio en el Festival un medio de conservación, apropiación y conexión de las manifestaciones culturales afrocolombianas urbanas y rurales.


El Festival convoca anualmente a más de un centenar de agrupaciones musicales nacionales e internacionales que compiten por el premio Petronio Álvarez en distintas modalidades. Pero el premio más competido y más ansiado es la ovación de un público exigente que se entrega generoso cuando la música logra tocar las fibras que lo mueven.


Historia del Petronio


El Petronio Álvarez es más que un festival. Es un estado de ánimo que despierta los sentidos. Alrededor de este se puede tener una de las más exquisitas ofertas de la gastronomía colombiana, con sabor a mar. Las muestras artesanales entregan texturas asombrosas que tienen en la fibra de hoja de plátano y en el totumo una de sus principales materias primas.

 

El Festival se realiza anualmente en la ciudad de Cali, en el Valle del Cauca, donde están invitadas a participar todas las agrupaciones colombianas y de otros países interesados en la música autóctona del pacífico.


Cada noche del Festival es un espectáculo sonoro y visual que guarda sus mejores imágenes en el colorido de un escenario en continuo movimiento: los pañuelos blancos al aire a son de currulao y la gente que se viste de su mejor sonrisa, la más auténtica, la que rescata el orgullo de pertenecer a una raíz cultural que se recrea cada año con lo mejor de sí.